Es como hacer un chapado, pero con losetas de piedra, una forma rápida y con poca obra, ya que se trata de darle a la valla una solución definitiva, para no estar pendiente de pintar cada vez que se estropea la pintura.

La ventaja de este trabajo de albañilería es que no ensucia mucho porque se hace poca obra, ya que se trata de ir pegando con cemento cola a nivel las plaquetas. En nuestro caso lo hemos realizado con cemento blanco y arena repasado que le da un color mas natural a la junta.

Mientras se chapaba la valla, se le hacía al mismo tiempo al cliente un porche de madera a 2 aguas con terminación en teja, con los colores de la misma en combinación con el chapado de la obra.

“Candel pérgolas y porches S.L”, realiza obras, vallas de obra, cemento impreso, así como montajes de madera, tipo pérgolas de madera, cenadores de madera, porches de madera, casetas  de madera… y así sin intermediarios el trabajo sale mucho mejor, y se le ocasiona al cliente, menos trastornos.