Marquesina de madera con el techo de teja cerámica mixta y contrafuertes de madera, trabajo de carpintería combinado con la albañilería del techo realizado en un chalé de la urbanización de “Montesol”, en La Eliana. Valencia.

Antes de empezar los trabajos de carpintería, se calcula la altura de los contrafuertes para que no molesten y evitar que se puedan golpear en la cabeza con ellos al pasar por el pasillo que da acceso a la terraza.

Los contrafuertes de madera, así como el resto de la estructura de madera están realizados con madera de abeto de 60 x 80, dando una apariencia ligera y al mismo tiempo resistente a la marquesina de madera.

El tamaño de la marquesina de madera es de 4,50 metros de largo por 1,20 metros de ancho, en la cual se han dispuesto 4 contrafuertes del grosor anteriormente mencionado y de la forma en la que se puede ver en la imagen de inicio del artículo.

El techo de madera es de madera machihembrada, la misma que “Candel Pérgolas y Porches S.L.”, utiliza cuando hace un porche de madera o un cenador de madera.

Después del techo de madera se sella la tela asfáltica mediante calor para impermeabilizar la cubierta, entre la tela bituminosa y la madera machihembrada se han pasado los cables de luz, de esta forma se quena protegidos y al mismo tiempo aislados de las inclemencias climáticas.

Porche y marquesina de madera

En esta imagen, se puede ver la marquesina de madera con sus contrafuertes en una vista frontal y también se puede ver el porche de madera que le hicimos a nuestros clientes el año pasado.

Como se puede ver los dos trabajos se han realizado con teja cerámica mixta roja y el color de la madera elegido es el blanco.

En ambas estructuras el acabado de los laterales es con teja lateral, de esta forma se protege las posibles entradas de agua cuando llueve lateralmente.

Como comentábamos con anterioridad el  porche de madera y la marquesina de madera, están barnizados en su totalidad en de “color blanco”, dejando ver los nudos y las betas de la madera. La forma de proceder al barnizado de la madera es la siguiente:

  • Se le da una primera pasada de barniz en blanco.
  • Después una segunda pasada de barniz incoloro de protección, a este último se le puede añadir a gusto del cliente, el barniz blanco de la primera pasada, según se quieran resaltar más o menos el tono de la madera.

Una vez terminado el trabajo se recogen las herramientas y se limpia la parcela donde se a trabajado, dejando la vivienda igual que  antes de empezar los trabajos de carpintería.