Esta terraza situada en un chalet de la Eliana, se ha realizado con hormigón impreso, constituye una forma elegante y económica de terminar el chalet, ya que se trataba de más de 300 metros cuadrados.  El Cemento impreso lleva fibra de vidrio, con lo que no es necesario poner mallazo de hierro, al mismo tiempo evita el agrietado superficial.

El barniz tiene en la mezcla antideslizante para que no resbale con el agua de la piscina.

Debajo del cemento impreso se ha puesto tuberias para que el riego por goteo llegue a los alcorques, quedando todo automatizado.

Luego solo falta poner con buen gusto las plantas, palmeras o árboles que  den un toque de frescor a la terraza.